Por muy rápido que corras, de Rumi

LEVITACIÓN / LEVITATION

Por muy rápido que corras
tu sombra no solo te sigue siempre
sino que, a veces, ¡Se te adelanta!

Solo el pleno sol sobre la vertical
te reduce la sombra.
¡Pero esa sombra también
te hace un servicio!

Lo que te duele, te bendice.
La oscuridad es tu candela.
Tus límites son tu búsqueda.

Podría explicar todo esto, pero se rompería
el cristal que cubre tu corazón
y eso no hay forma de arreglarlo.

Tienes que tener
tanto una sombra
como una fuente de luz.

Escucha y reposa tu cabeza
bajo el árbol
del sobrecogimiento.

Cuando, desde ese árbol,
te empiecen a brotar
plumas y alas
quédate más callado
que una paloma…

Ahí, en el aliento silencioso
es donde vive el alma.

 

Fotografía: “Levitación” de Luis Reina, tomada de su galería en Flickr. Licencia de uso: Reconocimiento No comercial No derivada

Este poema está en el dominio público pues su derecho de autor ha expirado. Dominio público

rumiYalal ad-Din Muhammad Rumi. Célebre poeta místico musulmán persa y erudito religioso que nació en 1207 en Balj, en la actual Afganistán —aunque en aquella época pertenecía a Persia— y murió en Konya en 1273. La importancia de Rumí trasciende lo puramente nacional y étnico. A través de los siglos ha tenido una significativa influencia en la literatura persa, urdú y turca. Sus poemas son diariamente leídos en los países de habla persa como Irán, Afganistán y Tayikistán y han sido ampliamente traducidos a varios idiomas alrededor del mundo.

, ,

  1. Deja un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: