Molestias en la práctica: ¿Mindfulness es perjudicial o son obstáculos normales del proceso?

Captura de pantalla 2015-03-13 a las 10.50.22

Tricycle.com publicó hace unos días un artículo en el que se hace una reflexión sobre los posibles efectos nocivos de la práctica de mindulness que algunas personas argumentan. Podeís consultar la versión original en inglés AQUÍ.

A continuación te ofrezco la traducción de este artículo, pididendo de antemano perdón por los errores que pueda haber.

“Una gran cantidad de preocupaciones se han expresado últimamente sobre los posibles efectos nocivos de la práctica de la meditación. El péndulo se está volviendo en contra de la historia de que la atención es universalmente beneficiosa, y los investigadores están cada vez más advirtiendo que miremos con honestidad en los casos donde las personas han sufrido estrés psicológico significativo, e incluso trauma, al participar en la práctica de la meditación rigurosa. Me gustaría hacer retroceder un poco en contra de este retroceso, con el argumento de que debe hacerse una distinción importante entre medios y fines.

Es de esperar que una transformación psicológica seria implica un cierto nivel de incomodidad y dificultad. De hecho, aprender a tolerar la exposición a la incomodidad y la obtención de la capacidad de enfrentar y superar dificultades tiene mucho que ver con lo que hace que una persona crezca en nuevas facetas. El truco es saber cuánto de esto es saludable, aunque doloroso, y en qué momento puede llegar a ser poco saludable. El Buda ofrece la analogía de un médico que para curar el dolor de una herida hay mucho que hacer que está involucrado con su limpieza, sondeo, y vendaje, y todo esto es necesario para el proceso de curación. Ningún budista querría ver a la gente sufrir, sin embargo, en las situaciones de verdadero daño psicológico la meditación intensiva es claramente contraindicada.

Es útil distinguir entre la atención como un estado mental por un lado, y la búsqueda inexperta de este estado por otro. Consideremos el caso de una persona que se sumerge en la selva en busca de una flor hermosa y que se cura al ser herido por espinas y aporreado por ramas en el proceso. El problema no es que la flor en sí es perjudicial; lo que es perjudicial es sólo los medios de perseguirla. Existe una confusión similar cuando los investigadores (o los medios de comunicación, o los informes de investigación) dicen “La atención plena puede ser perjudicial”, cuando lo que realmente quieren decir es algo así como “Al entrar en situaciones prolongadas de silencio y aislamiento, con expectativas poco realistas o mal informados, bajo la orientación inadecuada de un profesor inadecuado, cuando uno tiene una historia de fragilidad psicológica, puede ser perjudicial “.

La atención plena es un  sankhara , un estado mental, emocional y conductual que surge y desaparece en un momento, en relación con la conciencia y otras funciones como la sensación y la percepción. El co-surgimiento de factores tales como la confianza, la ecuanimidad, el desapego, y la misericordia, generan un estado intrínsecamente saludable. Mindfulness siempre está sanando y nunca perjudicial; la meditación de atención plena es la práctica de cultivar esta cualidad benevolente de la mente, momento tras momento.”

Fotografía: premasagar (Flick, Licencia de uso CC)

  1. Deja un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: